El pan no engorda, si sabes cómo comerlo

De siempre se ha dicho que para perder peso hay que hacer una dieta en la que el pan casi no se consume. Pero esto era antes, cuando los hidratos eran los auténticos enemigos. De hecho, los nutricionistas son cada vez más claros con esto, los hidratos son necesarios y deben de estar presentes en una dieta equilibrada. Los carbohidratos son la gasolina del cuerpo, los que le dan vida. Por eso, en este post te demostramos que el pan no engorda, que lo puedes comer y que sabiendo cómo comerlo lo debes incluir en tu dieta diaria. ¡Te lo contamos!

El pan no engorda: Te enseñamos a comerlo

Para saber cómo introducir el pan de la mejor forma en nuestra dieta, te vamos a dar unas pautas que debes de seguir y que seguro te servirán para ver resultados. Porque el pan no engorda, solo hay que saber cómo comerlo.

1. Apuesta por el pan integral. No es que engorde menos el pan integral que el pan blanco, porque los dos tienen exactamente las mismas calorías. Pero en el caso del pan integral es mejor porque contiene más fibra. Esta variedad se caracteriza por su sabor más intenso a cereales, por tener una textura mucho más crujiente y una miga más compacta. Además, hoy en día, los panes integrales los podrás encontrar elaborados con muchas variedades de cereales. Pan de centeno, de espelta, de trigo, de avena, de harina de arroz… todos integrales y buenísimos.

2. Ideal para el desayuno y la merienda. Por mucho que los carbohidratos estén permitidos, eso no quiere decir que nos excedamos en su consumo. Lo ideal es tomarlos por la mañana ya que aportan energía para todo el día. Prescindir de ellos en comida o cena nos hará ahorrar un número considerable de calorías. Otra opción ideal es tomarlos para merendar. Es bueno hacer una merienda para activar el metabolismo y que los niveles de insulina se mantengan bajos. Así que la opción perfecta es tomar una buena rebanada de pan integral con algo de aceite.

3. Se cree que el pan engorda en sí, pero no es así. El pan no engorda, el pan solo como tal. Lo que también engorda es la comida con la que este se acompaña. Por ejemplo, tomar pasta y tomar pan, tomar patata y tomar pan o tomar arroz y tomar pan, es tomar hidratos por duplicado.

4. La mejor opción para elegir un buen pan es tomar pan de espelta. Es el elegido ya que es muy energético, aporta menos calorías y está elaborado con harina de espelta que ayuda a regular el metabolismo. El pan de trigo sarraceno es otra de las alternativas de panes, diferentes a los de trigo, que van fenomenal.

5. Si hacemos referencia al pan más saciante, tenemos que decir que el pan proteíco es perfecto. Es rico en proteínas y bajo en carbohidratos.

Si estás pensando que el pan engorda y no lo consumes desde hace mucho, siguiendo estos tips podrás tomar pan a diario y disfrutar de él. Ven a Mercadona en Plaza Mayor y elige el pan que mejor se adapta a estas indicaciones.

Publicación
26 de agosto de 2021
Categorías
Salud
Compartir

Todo lo que necesitas en un solo espacio