Huevos rotos versión healthy: ¡Apunta la receta!

El mundo gastronómico ha ido cambiando a pasos agigantados en los últimos años. Muchos son los cocineros que están apostando por la tradición poniendo un punto de modernidad a todas sus recetas. Sin duda, la cocina mediterránea es la más imitada y deseada en todo el mundo. Este tipo de cocina es más deseada aún desde que se ha impuesto la comida healthy y el modo de vivir de manera saludable. Y hablando de platos healthies y de comida que se basa en tradición, hoy te traemos una receta que seguro que te suena. Se trata de una receta de huevos rotos versión saludable que no podrás dejar de hacer. Toma nota de la receta. ¡Te chuparás los dedos!

Huevos rotos versión saludable

Si hay un plato que no falta en los restaurantes españoles es, sin lugar a dudas, un buen plato de huevos rotos. Los huevos rotos se han versionado de tantas maneras que los hemos podido probar con todas las combinaciones de alimentos posibles. Con trufa, con jamón, con foie, con queso, con boletus… miles son las opciones y todas quedan igual de buenas. Porque si hay algo que casa con todo son unos buenos huevos fritos con patatas.

Te dejamos la receta de estos huevos rotos saludables para que la hagas hoy mismo, si te apetece.

Ingredientes

400 g de Boniatos pelados

3 ud de Huevos

40 g de Jamón ibérico

5 g de Rúcula

5 g de Cebollino

1/2 cucharadita de Hierbas provenzales

1/2 cucharadita de Pimienta negra

10 g de Aceite de oliva virgen extra

Sal

Modo de preparación

1. En primer lugar tenemos que precalentar el horno a unos 200ºC con aire. En el horno meteremos el boniato pelado y cortado en bastones finos, con un grosos de menos de 1 cm. Con esto conseguiremos que la textura de los mismos sea crujiente y que nos deleite el paladar esta mezcla de texturas.

2. Una vez está cortado el boniato, lo aderezamos con hiervas provenzales, sal, pimienta y un chorro de aceite de oliva virgen extra. Todo ello se extiende en la sartén, previamente forrada con papel vegetal, y se hornea durante unos 20 minutos, aproximadamente. Sabremos que están hechos cuando queden dorados.

3. Los huevos fritos están buenísimos, pero bien hecho a la planta son un auténtico manjar y nos ahorramos esas calorías de más. Mientras el boniato está al horno, vamos haciendo los huevos a la plancha. Para que cuajen mejor, lo ideal es usar la tapa de una sartén para taparlos durante un par de minutos.

4. Cuando ya tengamos los huevos y el boniato, montamos el planto. Primero ponemos una cama de rúcula a la que le añadimos el boniato por encima. Una vez está el boniato, ponemos los huevos a la plancha, el jamón y el cebollino, picado fino, por encima.

Se trata, sin duda, de un auténtico manjar que puedes disfrutar consumiendo la mitad de calorías. Y es que esta y otras recetas tradicionales, hechas con técnicas más saludables nos pueden hacer disfrutar sin renunciar a esos sabores ricos. Si quieres seguir con platos healthies, ven a visitar Luxalad en Plaza Mayor. ¡Te encantará!

Categorías
Recetas
Compartir

Todo lo que necesitas en un solo espacio