Trucos para aprovechar la comida que sobra de las fiestas

Han pasado las ansiadas navidades y qué pena que pasen tan rápido. Son tantos los días en los que las esperamos con ilusión que luego pasan casi sin darnos cuenta. Una vez pasa la Navidad hay personas que son más ricas, porque les ha tocado la lotería y otras que tienen más cosas por los regalos de Reyes. Pero lo que la mayoría tenemos, cuando acaba la Navidad, son unos cuantos kilos de más. Comidas, cenas, reuniones con amigos, familiares, comida por doquier y, claro, al final siempre sobra. Pero, ¿qué hacer con la comida que sobra de Navidad? Pues en este post te vamos a dar algunos trucos para aprovechar la comida que sobre de las fiestas. ¡Quédate!

Cómo aprovechar la comida que sobra de Navidad

Siempre hemos tenido la costumbre de comprar más de lo que consumimos. Nuestra dieta durante las navidades se basa en comer mucho y cosas que no solemos comer durante el resto de días del año. Nuestra dieta diaria se basa en productos menos grasos y cuando llega Navidad, el aperitivo, las tapitas, los grandes platos de carne y pescado son contundentes. A esto hay que añadirle los postres, mantecados y turrones, roscón de reyes… y alguna que otra copa.

Por ello, cuando sobra tanta comida no sabemos que hacer con ella. Pero con estos consejos que te damos seguro que podrás aprovecharla y seguir disfrutando sin necesidad de tirar nada a la basura.

Para consumir de manera responsable y aprovechar la comida que sobra es ideal hacer lo siguiente:

  1. En primer lugar, planificar y organizar los menús navideños nos hará no caer en el error de que sobre demasiado y tengamos que tirarlo. Pero si ya ha pasado esto, no nos queda más remedio que saber darle una segunda oportunidad a las cosas que sobran.
  2. Una vez hacemos recuento de todo lo que tenemos en la nevera, podemos pensar qué hacer con esto, pues bien, te damos algunos ejemplos. Si te ha sobrado carne o pescado, tanto asado como en salsa, lo ideal es desmenuzarlo, retirar la salsa en su caso, y utilizarlo para hacer una rica bechamel y formar una jugosas croquetas de carne o pescado. Esto es un recurso 10, además podrás congelarlas y sacarlas cuando mejor te venga.
  3. Los embutidos que sobren se pueden envasar al vacío. De esta forma se mantienen todos los nutrientes y quedan en perfecto estado. Además de envasar al vacío, se puede optar por congelarlos, si no tienes máquina de envasado. El congelador es nuestro mejor aliado en estas ocasiones.
  4. Si tienes alimentos que no se pueden congelar, lo mejor es que optes por versionarlos. Por ejemplo, si te sobran patatas al horno o cocidas, puedes hacer una ensaladilla o puedes optar por un rico puré de patata. Recetas sencillas y alimentos a los que puedes darle una segunda vida. ¿Qué te parece?
  5. Utiliza materiales sostenibles, como el vidrio, para guardar la comida que sobra, porque se conservará mucho mejor y guardará mejor los nutrientes.

Después de Navidad es momento de hacer balance de todo lo que tenemos y ser creativos. ¿Te apuntas?

Publicación
07 de enero de 2022
Categorías
Navidad 2021
Compartir

Todo lo que necesitas en un solo espacio